La escuela infantil en Leganés, además de la propia educación de los más pequeños también se preocupa de su seguridad. Es por ello que lanzamos una serie de recomendaciones para evitar ahogamientos en playas y piscinas este verano. Son muchos los aspectos a considerar, aunque lo más importante es hacer uso del sentido común.

La primera recomendación de la escuela infantil en Leganés es que la vigilancia sobre bebés y niños sea continua. La vigilancia por parte de un adulto es esencial, de modo que no hay que perder a los más pequeños de vista ni un solo segundo, tanto cuando se bañan como cuando están cerca del agua.

Hay que recordar siempre la norma 10' 20'. Esta indica que el adulto tiene que estar observando al niño cada 10 segundos, y nunca estar alejado de él más allá de una distancia que le permita alcanzarlo en 20 segundos.

Por supuesto, antes de que el niño se bañe hay que prestar especial atención a si existe algún tipo de riesgo. La protección es esencial para evitar cualquier incidente en la piscina o en la playa.

Además, resulta muy recomendable que los niños aprendan a flotar desde bien pequeños, y más adelante a nadar. Aun así, aunque sean grandes nadadores, la vigilancia del adulto continúa siendo esencial.

El orden es otro aspecto muy importante. Resulta recomendable mantener alejados del agua juguetes u objetos que puedan llamar de algún modo la atención de los niños, de modo que estos se sientan atraídos a acercarse al agua.

Y, por último, en caso de piscinas particulares, siempre es conveniente tener vallas o cobertores para evitar caídas accidentales.

Si estás buscando un centro infantil en Leganés, en Escuela Infantil Pequesol estaremos encantados de atenderte y ayudarte en todo lo que precises. Somos un centro de calidad y confianza.